13/10/2021

Hay dos detenidos VOLVER

Quilmes: Asesinaron a chico de 17 años para robarle cuando iba al colegio

Ocurrió en Quilmes. La víctima llegó a cruzar la reja de su vivienda para pedir ayuda y murió. Los acusados son mayores de edad y tienen antecedentes

Un adolescente de 17 años fue asesinado esta mañana de una puñalada en el pecho cuando salía de su casa de la localidad bonaerense de Ezpeleta, en el partido bonaerense de Quilmes, para ir al colegio. Según confirmaron fuentes policiales a Infobae, testigos aseguraron que el menor fue abordado por otro joven que quería robarle las pertenencias y en medio de un forcejeo, lo acuchilló. Hay dos detenidos.

El crimen ocurrió poco antes de las 8 sobre Combate Naval de Quilmes, entre Lugones y Ascasubi, en el Sur del Conurbano bonaerense. Lucas Iván Cancino iba a bordo de su bicicleta a estudiar cuando de pronto el ladrón quiso sustraerle las pertenencias con amenazas. La primera reacción del chico fue oponerse y fue ahí cuando fue herido de muerte.

Al estar a pocos metros de su casa, Lucas alcanzó a cruzar la reja de la entrada para pedir ayuda pero no alcanzó y se desplomó al piso. Pocos minutos después llegó una ambulancia del SAME, que constató que el menor ya estaba muerto.

Según trascendió, el joven asistía al colegio Papa Eugenio Pacelli, ubicado a unas 20 cuadras del lugar donde fue asesinado. En bicicleta, la distancia no supera los seis minutos.

La fiscal Karina Gallo, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción N°4 de Quilmes, es quien quedó al frente de la instrucción. A mediados de la mañana del miércoles, Gallo ya se encuentra trabajando en el lugar del hecho junto a efectivos de la Comisaría 1º de Quilmes, quienes fueron los primeros en llegar a la escena del crimen.

El hecho fue calificado como homicidio en ocasión de robo. Poco después del mediodía, fuentes del Ministerio de Seguridad bonaerense confirmaban que un joven fue detenido por el hecho tras varios allanamientos de urgencia ordenados por la fiscal Gallo, y alojado en la Comisaría 1° de Quilmes. Luego, al comienzo de la tarde se sumaron otros dos jóvenes capturados, todos ellos mayores de edad. Pero sólo dos fueron acusados por la fiscal Gallo, según pudo saber Infobae.

El ministro de Seguridad de la Provincia, Sergio Berni, mantuvo una reunión con la intendenta Mayra Mendoza. Ambos están en comunicación con la familia de la víctima. Luego, contó que los detenidos tienen antecedentes y que incluso a uno lo había liberado cuatro días después de haberlo arrestado en una causa por robo agravado. Fuentes del caso dijeron a Infobae que sólo uno tendría antecedentes por robo.

"Le robaron el celular e igual lo apuñalaron, es un juego matar. No les importa nada porque la Justicia no les va a hacer nada", dijo una vecina, a metros de la casa donde fue asesinado Lucas, en diálogo con el canal TN. La mujer remarcó que "la muerte tendría que sorprender, pero ya no sorprende porque está pasando en todos lados".

"No hay seguridad en ningún lado. Hasta que no haya justicia y se cambien las leyes como corresponde, y la gente de bien tenga los derechos que corresponden, no vamos a avanzar. (...) Sean responsables. Al Gobierno, que se haga responsable. Que nos escuchen, es escuchar nada más. No tienen que pasar este tipo de cosas para que los vecinos salgamos a reclamar", agregó.

La Diócesis de Quilmes, a cargo de Carlos José Tissera, emitió un comunicado en el que lamentó el crimen. Deseamos estar cerca de la familia en este momento de desconsuelo, y acompañar a toda la comunidad educativa atravesada por esta noticia nefasta. Se invita a rezar por el descanso de este joven, por su familia y por sus compañeros y amigos. Y para que los mecanismos de la Justicia puedan velar por el bienestar de las personas", expresaron.

La indignación en el barrio por el crimen de Lucas no cede. Por eso, para hoy se convocó a una marcha en reclamo de seguridad y de justicia por el asesinato. La movilización se llevará a cabo en la avenida Mitre y Juan C. Varela, en Ezpeleta, a las 18:30.

Más inseguridad en el Conurbano

En la localidad de Gerli, un comerciante de 32 años fue asesinado violentamente por al menos tres delincuentes que quisieron robarle el auto. El hecho ocurrió ayer por la tarde sobre la calle Honduras al 1600, a donde Gonzalo Refi se dirigió para concretar la venta de equipos informáticos usados para minar criptomonedas.

Los primeros datos de la la investigación apuntan a que los delincuentes engañaron a la víctima con la excusa de la compra de los equipos para luego dar el golpe. Los investigadores sospechan que el objetivo real era sacarle el Audi S3 en el que el joven se movilizaba.

La secuencia fue violenta. Cuando Refi se dio cuenta de la maniobra aceleró y fue en ese momento que los delincuentes dispararon casi a quemarropa. Dos de los disparos impactaron en el rostro de la víctima, quien pese a la gravedad de las heridas llegó a circular unos 100 metros a toda velocidad. Sin embargo, no fue mucho lo que pudo hacer. Herido de muerte, el comerciante chocó contra un camión y dos autos que estaban estacionados. Los delincuentes, en tanto, escaparon sin llevarse nada.

El Audi de Gonzalo terminó arriba de la vereda. Cuando los policías inspeccionaron el auto, observaron que el baúl se encontraba cargado con las estanterías informáticas.

En el lugar del crimen se hizo presente el fiscal Gastón Fernández, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 7 del Departamento Judicial de Avellaneda-Lanús, quien supervisó las tareas realizadas en la escena del crimen. Además dispuso la presencia de los peritos de la Policía Científica y el relevamiento de cámaras de seguridad ubicadas en la zona con el objetivo de identificar a los asaltantes.

(Infobae)

COMPARTE TU OPINION | DEJANOS UNA COMENTARIO

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.