25/11/2021

Se recicla sólo el 8 % VOLVER

El lobby empresario y Juntos por el Cambio, unidos en contra de la ley de Envases

La ley de Envases, que desde un principio había avanzado ágilmente por las distintas instancias parlamentarias para ser tratada en la Cámara de Diputados, se enfrenta ahora a un obstáculo: el lobby empresarial. Los diputados de Juntos por el Cambio se prestaron a esta estrategia al organizar una especie de audiencia pública para que numerosas cámaras empresariales denuncien en el Congreso que el sector no resistía una mayor presión tributaria. Este es precisamente el argumento de la coalición opositora para rechazar el proyecto del oficialismo al sostener que la tasa ambiental (destinada a las empresas que elaboran envases que no se pueden reciclar) funcionaría como un nuevo impuesto que tendría consecuencias inflacionarias. Sin embargo, la iniciativa lo que busca es hacer responsables a los productores del proceso de reciclaje de los envases que colocan en el mercado, ya que representan el 25 por ciento de la basura que produce el país (y que sólo el 8 por ciento se recicla). Lo que el Frente de Todos denuncia es que la oposición, en línea con el fuerte lobby corporativo, tergiversa el eje de la discusión en defensa de los intereses de las grandes empresas. Juan Grabois, incluso, denunció que la Cámara de Comercio de los Estados Unidos había estado circulando por el Parlamento repartiendo pasajes a Washington a modo de convite para sumar voluntades contra la ley. 

Una vez pasadas las elecciones, el bloque del Frente de Todos en Diputados se concentró en agilizar el trámite parlamentario del proyecto de "Presupuestos Mínimos de Gestión Ambiental de Envases y Promoción del Reciclado con Inclusión Social". El objetivo era que la ley, respaldada por Máximo Kirchner y el ministro de Ambiente Juan Cabandié, fuera aprobada lo antes posible en la Cámara Baja, idealmente en la primera sesión post 14-N. Sin embargo, inmediatamente después de que el proyecto consiguiera dictamen en la comisión de Recursos Naturales y de Presupuesto la semana pasada, numerosas empresas y legisladores de la oposición pusieron el grito en el cielo. El caso más claro fue el de la Cámara de Comercio de los Estados Unidos (AmCham) que, unas 24 horas después de que el proyecto hubiera sido dictaminado, sacó un comunicado denunciando que era "una propuesta anacrónica que no soluciona el problema de fondo y que, por el contrario, genera una mayor carga tributaria al tejido productivo".

(Fuente: Página 12) 

COMPARTE TU OPINION | DEJANOS UNA COMENTARIO

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.